viernes, 25 de febrero de 2011

DEMOCRACIA PARA TODOS Y NO SOLO GLOBALIZACIÓN ECONÓMICA

Escribía El País hace unos días que en Libia: "La gente se está peleando en las calles. Es una guerra civil". El Ejército egipcio ha asegurado, en un mensaje en Facebook, que los guardias de fronteras libios han huido de sus puestos y han dejado la zona limítrofe entre ambos países bajo control de comités del pueblo.La cadena Al Yazira autoriza a todas las cadenas a usar su señal, para así intentar evitar los continuos sabotajes que está sufriendo.
Cuando las DESIGUALDADES SOCIALES Y LA FALTA DE LIBERTAD se desbordan son como un río caudaloso, no hay quien las pare. Esperemos que "el primer mundo" esté ahora a la altura de los acontecimientos. Egipto, Yemen, Túnez, Marruecos, ...
Nosotros yo creo que con humildad pero con orgullo, los que queremos que nuestro mundo cambie para mejor desde UPyD proponemos una intervención en Libia:
Está claro que las cosas tienen que cambiar, que Ceuta, que España, y casi el mundo entero no pueden seguir sirviendo a un grupo privilegiado. La liberalización no solo puede ser económica, tiene que ser también política. Como hoy se escribe, tiene que haber DEMOCRACIA PARA TODOS: http://www.diariodesevilla.es/article/opinion/913566/democracia/para/todos.html .
Ojalá en Marruecos se hagan las cosas bien, porque en ello nos va mucho.
Aún así, a muchos nos queda un sentimiento ambivalente, porque mientras que en Ceuta se hacen obras semifaraónicas, hay un 30% de pobreza y más de un 20% de desempleo y al menos un 6% de analfabetismo. Ojalá también este tsunami social del Norte de Africa no nos desborde. Y por otra parte, el ver que la gente reclama sus derechos civiles no puede más que enorgullecernos para seguir creyendo en el ser humano, sea de la procedencia que sea; porque está claro que nadie quiere ni dictaduras ni islamismos radicales: http://www.lavanguardia.es/lacontra/20110224/54118805201/el-pueblo-no-quiere-ni-dictaduras-ni-islamismo-radical.html .

martes, 8 de febrero de 2011

UN ENGAÑO MÁS CON LAS AUTONOMÍAS

UPyD-Ceuta ha venido planteando en numerosas ocasiones la necesidad de acabar con el despilfarro autonómico. También la necesidad de clarificar el entramado territorial, que ni concuerda con un estado regional, ni federal, ni exactamente confederal, pero a veces con las características de cualquiera de ellos. En Ceuta ese despilfarro aparece desde un desorbitado número de consejerías, hasta la existencia de varias empresas públicas de más que dudosa rentabilidad para la ciudadanía. También con la utilización de subvenciones en beneficio del resultado político.
Ahora, el Sr. Aznar, en un informe de la FAES, cuestiona el estado de las autonomías que él mismo promocionó cuando era presidente del gobierno de España. Ahora piensa que se duplican los servicios estatales y autonómicos. Por cierto, igual que UPyD lo piensa. También en el PP piensan ahora y así lo expresa Rajoy (no desde hace meses cuando lo denunciaba Rosa Díez en el Congreso de los diputados) que no deben aplicarse complementos a las pensiones de los diputados cuando no se puede hacer con el resto de ciudadanos. Por cierto, igual que UPyD.
Ahora también el Sr. Muela, presidente del Centro de Investigación y Estudios Republicanos y miembro del Consejo de redacción de la revista Temas, cuyo consejo de administración preside Alfonso Guerra escribe que "Una salida política a la crisis española" es la "constitución inmediata de un gobierno de emergencia nacional" como solución a la crisis para lo que queda de legislatura, suspendiendo por ley orgánica los organismos e instituciones autonómicas.
La verdad es que es la prestidigitación de que lo que hace la mano derecha no lo sepa la izquierda es todo un arte. Decir lo contrario de lo que se hace. Hacer lo contrario de lo que se escribe. Todo ello transitorio claro está, y hasta revisar la constitución. Revisar la constitución tal como en UPyD siempre hemos pensado, defendido y escrito en nuestros programas políticos. Llega a criticar el "excesivo y antidemocrático culto" a Zapatero, igual que Felipe González ha expresado. Como miles de españoles pensamos también, ceja para arriba, ceja para abajo.
En la misma revista, José Félix Tezanos, dice que un "gobierno de gran coalición" sería de gran ventaja para España, evitando confrontaciones partidarias que no llevan a nada y rifirrafes improductivos. Suponemos nada útiles para el PSOE. No querer que los ciudadanos a través de las formaciones políticas defiendan sus ideas con facilidades suficientes, sin compromisos previos a las elecciones, no parece muy democrático, pero reducir los gastos electorales, siempre lo hemos defendido.
En definitiva, a quien podemos creer. Lo que ayer no servía hoy se defiende con fuerza. Mientras se dice que las autonomías no sirven, se pacta para Cataluña un régimen confederal, y en Valencia eligen los Consejos escolares el idioma vehicular.
Ahora el PP pelea por un calendario vacunal común para toda España, mientras durante más de 20 años ha dejado que existan 19 calendarios autonómicos. Esto es increíble, y mientras tanto, viajes a Melilla, a Bruselas, y a no sé dónde más. ¿A buscar qué? A lo mejor lo que van a buscar lo tienen más cerca de lo que les parece pero no pueden verlo.

domingo, 6 de febrero de 2011

UN POQUITO MÁS DE EDUCACIÓN Y UN POQUITO MENOS DE ESTADO DEL BIENESTAR

Dos hechos han marcado estos días los acontecimientos políticos en España. Uno, la visita de la canciller alemana, Ángela Merkel, y en relación con la misma el supuesto Acuerdo Económico y Social. Por otro el análisis sobre el Informe PISA realizado con herramientas de las ciencias económicas. Varias conclusiones pueden obtenerse:
1. La primera es algo que algunos siempre hemos defendido. Las retribuciones de los trabajadores, en cualquier ámbito, deben vincularse a su productividad. Más claro, debe cobrar más quien más y mejor trabaje. Lo que por cierto nos dicen los alemanes. También nos han dicho los alemanes, que los sindicatos se financian con las cuotas de sus afiliados. No podemos seguir vinculando nuestras subidas salariales al IPC (ojalá pudiera ser así) sino a la realidad económica de la productividad.
2. La segunda es que se ha firmado un Acuerdo Económico y Social en el que el contenido del acuerdo se concentra básicamente en aumentar la edad de jubilación, o sea, que tendremos que trabajar y cotizar más y además cobrar menos. Un acuerdo insuficiente, dadas las tendencias demográficas de España, y tardío. Mientras, se ha estado dilapidando recursos en subvenciones inadecuadas, políticas que fomentan la desigualdad y despilfarro autonómico. Con 4,7 millones de parados y un alto porcentaje de los mismos, que ya no podrán cotizar lo suficiente para legar al 100% de la pensión, ya topada hace muchos años.
3. Que nos aventajan en numerosos aspectos educativos países con un supuesto desarrollo inferior al de España. Países que se parecen principalmente en algunas cuestiones. Y es precisamente el nivel de conocimientos lo que motoriza a un país desarrollado y hace que su economía pueda ser más competitiva respecto al resto de países. Por eso, no nos puede ir mejor que a los países de nuestro entorno.
Veamos pues nuestra situación en 2.011. Subirán nuestros gastos y los de nuestras familias y bajarán nuestros ingresos:
- Nos subirán la hipoteca, gracias a la subida del Euribor, no en una gran cuantía pero subirá y con tendencia al alza. Alrededor de unos 250 euros al año para una hipoteca de 150.000 euros a 25 años. El IPC ha subido, el más alto desde mitad del año 2.008, a costa sobre todo del petróleo y algunas materias primas en los últimos meses. Esto además se puede agudizar con las recientes revueltas en un intento de llegar a la democracia en el norte de África, que pueden afectar a su transporte por el canal de Suez, y con respecto a los gaseoductos de la zona. Nos han subido ya la luz, el gas, el transporte ferroviarios, que ya habían subido en el 2.009. La subida del IVA que ya tuvo lugar en julio se mantendrá.
- Tendremos menos ingresos en general , tendremos menos poder adquisitivo. Las pensiones, con una media de poco más de 800 euros en Ceuta, seguirán congeladas, compensándose solo la desviación de la inflación (en un aumento del 1,4%), pero luego no se ajustarán en el 2.011. Todo lo que aumenten los precios lo perderán los pensionistas (y ahí sí que debiera estar la mano correctora del Estado del Bienestar, porque ya han producido todo lo que podían producir). A los funcionarios que sobrepasan los 3 millones, demasiados en un país con múltiples duplicidades de diferentes administraciones y con derroches como en nuestra ciudad autónoma donde algunos niveles administrativos no universitarios superan los ingresos de médicos especialistas. A los funcionarios se les reducirá aún más sus sueldos (al parecer entre un 4-8%. A los trabajadores por cuenta ajena (unos 7 millones) su discreta subida les hará perder entre un 1,5-2,5% de poder adquisitivo. Y los parados sin prestaciones (que pronto llegarán a los 2 millones) disminuirán sus ingresos porque unos habrán agotado su derecho a la prestación y otros porque no reunirán los requisitos necesarios para percibirla (los famosos 426 euros, que quedarán entre 350-400 serán rara avis para algunos: cargas familiares con obligatoria formación por ejemplo).
- Y veamos qué es lo que nos separa desde el punto de vista del análisis económico en Educación con los más “sobresalientes”. Ni el PP, ni el PSOE aciertan. El PP pide más exigencia y más presencia de la formación en humanidades (LOCE). El PSOE afirma que las soluciones pasan por una mayor innovación (LOE-LOGSE). Pero la realidad es que mejoran los resultados cuando la autonomía del centro y la autonomía de los profesores es mayor. También cuando la autonomía de los padres para elegir centro es mayor. Cuando existe mayor disciplina en los centros mejoran los resultados, así como en los centros privados y con la realización de exámenes externos. No mejorando los resultados con una mayor financiación. Con una media del doble de jóvenes respecto a la Unión Europea de fracaso escolar. Y mejor no digamos en Ceuta, por encima del 50%. Haría falta que precisamente los políticos y los partidos políticos dejen el trabajo de los profesores en sus manos, para que mejore la Educación, y sobre todo para que además mejore nuestra economía y nuestra competitividad, lo que a fin de cuentas mejora el Estado del Bienestar amenazado por una crisis que a España le pilla a traspié y no desde luego por culpa de la ciudadanía.Por eso desde UPyD-Ceuta queremos poner nuestro granito de arena para una de las asignaturas pendientes de España y de Ceuta: la regeneración democrática, porque nos preocupa el futuro de nuestros conciudadanos y de nuestros hijos. Por eso fomentamos unas elecciones limpias incluso con otros partidos de la ciudad, para que cada cual vote lo que quiera, pero sabiendo lo que de verdad está pasando en España y que el futuro no se hace con declaraciones grandilocuentes, concentraciones masivas de los sábados de los partidos mayoritarios con sus hooligans, denuncias de casi todo en cada rueda de prensa, acusaciones mutuas entre PP-PSOE-CABALLAS, uso de hasta el topónimo coloquial de nuestra ciudad de forma electoral (algunos nos dicen que ya no quieren ser caballas solo quieren ser ceutíes), inauguraciones de botellódromos en períodos preelectorales, o visitas relámpago a Bruselas o Melilla, entre otras prendas.
Sí se hace país y se hace ciudad, sembrando para el futuro, y eso es lo que pretendemos desde Unión, Progreso y Democracia.